Esta está mejor que la anterior, ayudados del perl (Write-only language), reemplazamos una cadena de texto (en este caso palabra-vieja por palabra-nueva) y generamos una copia del archivo original con la extensión .save.

[pablo@laptop]# sed -i ‘s/palabra-vieja/palabra-nueva/g’ *.txt

Suerte!